EL SUPREMO RATIFICA LA MULTA A LA GENERALITAT POR FALSEAR DATOS SANITARIOS